Datos personales

Mi foto
Maya. Soltera, 26 aunque ya obsesionada con la treintena de años, la mayor parte del tiempo sola aunque este acompañada, bipolar, aunque selectiva amistosa y bastante sincera. Una bohemia.. o no se.. Solo sé que soy Maya.

lunes, 4 de mayo de 2009

Closer...

"...Through every forest, above the trees
Within my stomach, scraped off my knees
I drink the honey inside your hive
You are the reason I stay alive..."

Eres como ese sonido que empieza todo,
Latidos de un corazon mecánico atado a una silla...

Eres el punto de partida de todas mis pasiones, de todos mis sueños, de cada señal de mi morbo
perdido ya entre tus deseos, tus apatías y amores ajenos.

Eres mi París; lo que tuve mil veces y que ahora parece tan irreal, inverosimil, absurdo.

Eres mi cansancio en medio de la cuesta. Mi aliento perdido, la necesidad de seguir.

Eres mi placer, las marcas en mi piel, en mi cuello y en mi vientre.

Y yo soy...

Algo que nisiquiera tengo el derecho a describir.

En muchas camas perdidas quedaron nuestras mejores historias...
Esta ciudad entera es cementerio de nuestros orgamos, placeres de a ratos, esfuerzos olvidados.
Y despues de tantas vueltas, aca estamos tirados en el piso, exahustos.
Cansados de nosotros mismos, aturdidos de tanto placer, con la cara hinchada por las lagrimas y los corazones destrozados por el exceso y carencia de amor que nunca fue mutuo, siempre ajeno, siempre en circulo, siempre un vicio.

Tu, mi amante bohemio...
El que repetí mil veces en otras caras, pero al parecer, eras tu.

El que niega millones de veces todo.
El que pide millones de veces más.

Pero el tiempo me agoto, y al parecer hasta el amor tiene fecha expiración.
Porque hasta yo me canso de esperar y guardar, reservar para ti siempre lo mejor.
Y ahora ya lo se, digas lo que digas, nuestros deseos siempre estarán guindados aquí.
No podrás escapar, lo demás será temporal, pero aunque tu y yo no lo queramos, siempre estaremos.

Solo yo te conozco así..
Pero no solo tu me conoces a mi.

Ahora calla tus palabras llenas de ego y orgullo, obedece tus instintos que me pertenecen a mi en su esencia mas pura y humana, y muerde mi cuello, desgarra mi alma con cada latido.
Toma mi cabello y vuelvelo arena entre tus manos.
Muerde mis labios y obligame a hacerlo, porque sabes que quiero.

Paga tu egoismo y el placer que solo a ti te he dado, ahora es mi turno.

Despierto, abro los ojos. No eres tu.
Mi piel se canso de esperarte y esta vez no esta nada mal.
Nada mal.

Me he curado.

Igual sé, de vez en cuando me dará algun resfriado...